Instalaciones sanitarias: una guía completa para mitigar riesgos

Tabla de Contenidos

Las instalaciones sanitarias son una parte esencial de cualquier edificación, ya sea residencial, comercial o industrial. Pero, ¿Cómo se lleva a cabo su proceso de instalación?, ¿Qué riesgos laborales pueden surgir durante este tipo de instalaciones?, ¿Qué medidas de seguridad deben tomarse?, ¿Cómo puede la tecnología ayudar a mitigar estos riesgos? En este artículo, exploraremos todas estas preguntas y más.

¿Qué son las instalaciones sanitarias?

Las instalaciones sanitarias son un conjunto de sistemas y dispositivos que permiten el suministro y la evacuación de agua en una edificación. Estas instalaciones son indispensables para el correcto funcionamiento de cualquier edificio. 

El sistema de agua fría asegura el suministro y distribución del agua a diferentes puntos de uso, como lavabos, duchas y grifos.

Por otro lado, el sistema de agua caliente tiene la función de proporcionar agua a una temperatura adecuada para actividades como ducharse o lavar platos.

Además, este tipo de instalaciones, también se encargan de la evacuación de aguas residuales, asegurando su correcto tratamiento y disposición. 

¿Cómo es el proceso de instalación de sistemas sanitarios?

El proceso de instalación de sistemas sanitarios es fundamental para garantizar un adecuado funcionamiento de las redes de agua y desagüe en cualquier edificación. Las etapas del proceso varían, naturalmente, de acuerdo a cada proyecto y su magnitud. 

Pero, en términos generales, las etapas de este proceso podrían agruparse en las siguientes

1. Planificación y diseño

El primer paso en el proceso de instalaciones sanitarias es la planificación y diseño del sistema. Esto implica determinar la ubicación de los dispositivos sanitarios, la ruta de las tuberías, y el tamaño y tipo de tuberías a utilizar.

2. Instalación  

Una vez que el diseño está completo, el siguiente paso es la instalación. Esto implica la colocación de las tuberías y dispositivos sanitarios de acuerdo con el diseño. En este punto es muy importante tener en cuenta las normas vigentes y las necesidades específicas del proyecto.

3. Pruebas

Finalmente, se realizan pruebas para asegurar que el sistema funcione correctamente. Esto puede incluir pruebas de presión de agua, pruebas de fugas, y pruebas de funcionamiento de los dispositivos sanitarios.

¿Cuáles son los riesgos laborales más comunes durante el proceso de instalación?

Como en cualquier trabajo de construcción, las instalaciones sanitarias presentan ciertos riesgos laborales. Estos pueden incluir lesiones por caídas, cortes o quemaduras, exposición a materiales peligrosos, y estrés por calor o frío.

1. Lesiones por caídas

Las caídas son uno de los riesgos más comunes en cualquier trabajo de construcción, incluyendo las instalaciones sanitarias. Esto puede ocurrir al subir o bajar escaleras, al trabajar en alturas, o simplemente al tropezar con objetos en el lugar de trabajo. Las caídas pueden resultar en lesiones graves, como fracturas, esguinces y, en casos extremos, incluso la muerte.

2. Cortes y quemaduras

Durante la instalación de sistemas sanitarios, los trabajadores a menudo tienen que manejar herramientas afiladas y materiales calientes. Esto puede llevar a cortes y quemaduras si no se manejan correctamente. Además, las tuberías de agua caliente pueden causar quemaduras si no se aíslan adecuadamente.

3. Exposición a materiales peligrosos

Las instalaciones sanitarias a menudo implican trabajar con materiales que pueden ser peligrosos si no se manejan correctamente. Por ejemplo, algunos tipos de tuberías pueden liberar gases tóxicos si se cortan o perforan. Además, los trabajadores pueden estar expuestos a aguas residuales, que pueden contener bacterias y otros patógenos.

4. Estrés por calor o frío 

Trabajar en condiciones extremas de calor o frío puede llevar a estrés térmico, que puede resultar en una serie de problemas de salud, desde deshidratación y agotamiento hasta golpes de calor o hipotermia.

5. Riesgos ergonómicos

Los trabajos de instalación sanitaria a menudo requieren levantar objetos pesados, doblarse, agacharse y realizar otras tareas que pueden poner tensión en el cuerpo. Esto puede llevar a lesiones a largo plazo, como dolor de espalda y trastornos de las extremidades superiores.

6. Riesgos eléctricos

En algunos casos, los trabajadores de las instalaciones sanitarias pueden estar expuestos a riesgos eléctricos. Esto puede ocurrir si las tuberías entran en contacto con cables eléctricos, o si se utilizan herramientas eléctricas en áreas húmedas.

Naturalmente, cada uno de estos potenciales riesgos requiere de medidas de seguridad específicas para prevenir accidentes

¿Qué medidas de seguridad son necesarias en las instalaciones sanitarias?

Como hemos analizado, existen múltiples riesgos que pueden ocurrir durante el proceso de instalaciones sanitarias. Por ello, con el fin de mitigarlos, es necesario implementar medidas de seguridad que sigan las normas vigentes.

Algunas de las recomendadas por expertos son:

  1. Mantener el lugar de trabajo ordenado y libre de obstáculos.
  2. Usar el equipo de protección personal (EPP) es esencial para prevenir cortes, quemaduras y exposición a sustancias peligrosas
  3. Tomar descansos regulares 
  4. Tener acceso a agua potable 
  5. Utilizar maquinaria especializada para el levantamiento de objetos pesados
  6. Asegurar el buen funcionamiento de las herramientas 
  7. Mantener las tuberías y los cables eléctricos por separado 

¿Cómo la tecnología ayuda a mitigar riesgos?

Durante el proceso de instalación sanitaria, se deben realizar muchas actividades en simultaneo. En este contexto, la tecnología juega un papel fundamental para mejorar la eficiencia de procesos y la seguridad laboral. 

Aquí hay algunas herramientas tecnológicas que pueden ser de gran ayuda:

1. Herramientas de Diseño Asistido por Computadora (CAD)

Estas herramientas permiten a los ingenieros y diseñadores planificar y visualizar las instalaciones sanitarias de manera más eficiente y segura. Pueden ayudar a identificar posibles problemas antes de que comiencen las obras, lo que puede prevenir accidentes y errores costosos.

2. Sensores y dispositivos de monitoreo

Los sensores pueden ser utilizados para monitorear las condiciones de trabajo, como la temperatura y la humedad, y alertar a los trabajadores cuando las condiciones se vuelven peligrosas.

Además, los dispositivos de monitoreo pueden ser utilizados para detectar fugas o problemas en las tuberías, lo que puede prevenir accidentes y daños al sistema sanitario.

3. Robots y drones

Los robots y drones pueden ser utilizados para realizar tareas peligrosas o difíciles, como la inspección de tuberías en lugares de difícil acceso. Esto puede reducir el riesgo de lesiones para los trabajadores.

4. Realidad Virtual (VR) y Realidad Aumentada (AR)

Estas tecnologías pueden ser utilizadas para la formación en seguridad, permitiendo a los trabajadores practicar procedimientos de seguridad en un entorno seguro y controlado. 

5. Software para inspecciones 

Un software especializado en inspecciones puede ser una herramienta de gran ayuda para monitorear el cumplimiento de los procesos de seguridad.  

DataScope, por ejemplo, es un software especializado en procesos de seguridad e inspecciones. Dentro del sistema se pueden dejar preparadas checklist para que los trabajadores los completen en terreno utilizado la app móvil (que además funciona sin internet).

Así, los gerentes de proyecto, tendrán la posibilidad de visualizar el estado de los diferentes procesos en tiempo real e identificar potenciales riesgos. Estos datos y reportes, facilitan la toma de decisiones correctivas y brindan la posibilidad, si fuera necesario, de parar el trabajo.

🔔 Llegó TrabajoSeguro, el bot especializado en SST que estabas esperando!
Pruébalo ahora

Sobre el autor

DataScope

Comparte en

Suscribete a nuestro Newsletter