Seguro Covid-19: Cuando la protección del trabajador es lo primero

Seguro Covid-19. Los avances que ha mostrado Chile en materia de manejo de la pandemia del Covid-19 han permitido una evolución consistente. Y uno de los grandes objetivos apunta a generar las condiciones para retomar la actividad económica y, como consecuencia la actividad laboral del país.

Dentro de ese marco, uno de los desafíos más importantes es la seguridad de los trabajadores ante posibles contagios y ofrecer respaldo si esto se produce. En este contexto, se promulgó la ley 21.342, que determina medidas de protección para el retorno gradual y seguro al trabajo, en el marco de la crisis sanitaria por la pandemia generada por el Covid-19.

Entre los aspectos más destacados de la ley, se encuentra la creación del Seguro Covid, que favorece a los trabajadores que se desempeñen en el sector privado, que tengan contrato vigente con su empleador y ejerzan sus funciones en un formato totalmente presencial o parcialmente presencial.

Cómo funciona el Seguro Covid-19

El objetivo del Seguro Covid-19 es proteger a los trabajadores ante esta enfermedad, cubriendo los gastos hospitalarios y de rehabilitación que se generen por esta patología, además de establecer una indemnización de 180 UF en caso de fallecimiento del trabajador como consecuencia del Covid-19.

Se trata de un seguro de carácter individual y obligatorio, que todas las empresas privadas deben suscribir en beneficio de sus trabajadores con contrato sujeto al Código del Trabajo y que se desempeñen en modalidad parcial o totalmente presencial.

De acuerdo con el texto legal, el seguro Covid-19 entra en acción inmediatamente después del plan previsional de salud que tenga el trabajador. De esta manera, a los afiliados a Fonasa (grupos B, C y D) el seguro indemnizará un monto equivalente al 100% del copago por los gastos de hospitalización realizados en la Red Asistencial de Salud, según la Modalidad de Atención Institucional.

Si el trabajador es afiliado a Isapre, el seguro indemnizará el deducible de cargo de ellos, que corresponda a la aplicación de la Cobertura Adicional para Enfermedades Catastróficas (CAEC) respecto de las atenciones hospitalarias y de rehabilitación realizadas en la red de prestadores de salud que cada Institución de Salud Previsional pone a disposición de sus afiliados.

Otro aspecto importante del seguro Covid-19 se refiere al plazo de vigencia del contrato del seguro, que será de un año desde su respectiva contratación. Sin embargo, la ley estipula que la obligación del empleador para contratarlo perdurará por los trabajadores bajo la modalidad presencial que tenga contratados hasta la fecha de término de la alerta sanitaria decretada con ocasión del brote del Covid-19.

¿Qué importancia tiene para la empresa el Seguro Covid-19?

La primera lectura que se puede hacer apunta a las consecuencias legales que tiene para el empleador el no contratar este seguro. La ley les atribuye la responsabilidad del pago de las sumas que le habría correspondido cubrir al asegurador, sin perjuicio de las sanciones que estipula el Código del Trabajo.

Sin embargo, la importancia del seguro se desdobla en varias facetas que van más allá de una posible sanción o perjuicio económico. Eso porque refleja una medida de protección para los trabajadores y de seguridad que apunta a un retorno seguro al trabajo ya que, más allá de los esfuerzos para evitar los contagios, el riesgo de contraer el virus sigue presente.

Este tipo de medidas contribuyen a la generación de un clima laboral mucho más positivo. Los trabajadores las perciben como una forma activa de preocupación de las empresas, cumpliendo leyes que están pensadas para resguardar algo tan sensible como el trabajo, evitando un perjuicio económico aún mayor del que ya ha provocado la pandemia en el país. Y lo más importante, los trabajadores se sienten valorados, más allá del aporte que proporcionan a las empresas, sino además como personas. Y los líderes asumen una posición de mucha significación, entendiendo la situación como un momento para tomar acciones y también para aprender y obtener enseñanzas que serán útiles en el futuro.

Otras consideraciones

Además del seguro, la ley indica que las empresas deben considerar un Protocolo de Seguridad Sanitaria Laboral COVID-19 que debe considerar al menos:

a) Testeo diario de la temperatura del personal, clientes y demás personas que ingresen al recinto de la empresa.

b) Testeo de contagio de acuerdo a las normas y procedimiento que determine la autoridad sanitaria.

c) Medidas de distanciamiento físico seguro en:

  • Los puestos de trabajo, de acuerdo a las características de la actividad
  • Las salas de casilleros, cambio de ropa, servicios sanitarios y duchas
  • Comedores
  • Vías de circulación

d) Disponibilidad de agua y jabón, de fácil acceso, y dispensadores de alcohol gel certificado, accesibles y cercanos a los puestos de trabajo.

e) Medidas de sanitización periódicas de las áreas de trabajo.

f) Medios de protección puestos a disposición de los trabajadores, incluyendo mascarillas certificadas de uso múltiple y con impacto ambiental reducido, y, cuando la actividad lo requiera, guantes, lentes y ropa de trabajo.

g) Definición y control de aforo, que deberá incluir el procedimiento de conteo que contemple tanto a los trabajadores como al público que acceda, además de medidas de prevención de aglomeraciones en lugares con atención de público.

h) Definición de turnos, procurando horarios diferenciados de entrada y salida, distintos a los habituales, para evitar aglomeraciones en transporte público de pasajeros.

i) Otras medidas que disponga la autoridad sanitaria en uso de sus facultades reglamentarias, conforme sea la evolución de la pandemia.

Asimismo, deberá detallar aspectos particulares relativos a las condiciones específicas de la actividad laboral.

¿Cómo supervisar el cumplimiento de las medidas?

Además de las indicaciones legales, todas las empresas tienen que implementar nuevas medidas en los lugares de trabajo. Y más aún, deben supervisar su cumplimiento.

DataScope es una plataforma que permite crear formularios móviles y, para el caso en cuestión, puede ser usada para obtener información relevante sobre el cumplimiento de los diversos protocolos de prevención contra el Covid-19.

Con ella se puede controlar el inventario de insumos como dispensadores de alcohol, jabones o toallas desechables, además de los servicios de limpieza realizados y el estado de las señaléticas que se hayan implementado. Eso sin contar las ilimitadas posibilidades de personalización que permite este tipo de formularios, que pueden ser visualizados posteriormente para analizar los datos obtenidos y tomar decisiones para mejorar la productividad y cumplimiento de los estándares necesarios para la seguridad de los trabajadores.

También podría interesarte

Visítanos y únete a la Revolución Digital con DataScope

¡Aprende a dejar de usar papel hoy mismo!

Sobre el autor

Antonio Frieser
Antonio Frieser

Comparte en

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on print
Share on email

¿Te gustó este artículo?

Suscríbete a nuestro newsletter y te enviaremos contenido cómo este directo a tu mail, una vez al mes con todas las novedades.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *