Cómo prevenir y enfrentar incendios en las empresas

Tabla de Contenidos

Los incendios en el lugar de trabajo se originan, por lo general, en situaciones de riesgo que se evitan o mitigan fácilmente, sólo implementando sencillas estrategias de cuidado y prevención.

Un incendio en una oficina o empresa puede provocar graves consecuencias, tanto en sus equipos e instalaciones, como en el personal que labora en ellas. Esto implica que deben adoptarse todas las medidas de seguridad necesarias para prevenir y contener, en forma oportuna, este tipo de emergencias.

Este objetivo es aún más trascendente, si se considera que la mayoría de los siniestros por fuego suscitados en empresas, podrían evitarse si el personal aplica de manera correcta, y en el momento preciso, las medidas de prevención pertinentes.

Esto implica contar con un reglamento de higiene y seguridad que contemple con claridad tanto las medidas de prevención que debe seguir el personal para evitar un incendio, como los pasos que se deben dar para evitar que éste se extienda, una vez que ya ha comenzado.

Otro factor relevante radica en la capacitación constante y permanente, tanto del personal a cargo de la planificación de seguridad de la empresa, como de todo el equipo de colaboradores y supervisores. 

Asimismo, ambos grupos de profesionales deben estar preparados, por ejemplo, para utilizar correctamente los extintores de incendio durante las primeras fases de estas emergencias, así como para verificar que estos equipos se encuentren en óptimo estado de funcionamiento.

Medidas de prevención de incendios

Como primer paso, es necesario que el plan de seguridad contemple una serie de medidas preventivas. Al respecto, los expertos del Instituto de Seguridad del Trabajo de Chile, recomiendan incluir las siguientes consideraciones básicas:

  • Siempre que sea posible, mantener una zona de seguridad (sin combustibles) alrededor de cualquier aparato eléctrico.
  • No sobrecargar los enchufes. En caso de utilizar regletas, o alargaderas para conectar varios aparatos eléctricos, consultar siempre a personal calificado o experto en electricidad.
  • Si se detecta cualquier defecto en la instalación eléctrica o en la red de protección contra incendios, comunicarlo de inmediato al Jefe o Responsable de área.
  • No aproximar ningún foco de calor a un contenedor de combustible.
  • En caso de realizar trabajos eléctricos en caliente (como, por ejemplo, operaciones de mantenimiento mecánico o de soldadura por arco eléctrico, entre otras), consultar con anticipación al responsable del área respectiva. Esto permitirá cerciorarse de que el trabajo no se realice en una zona de alto riesgo de incendio y/o explosión.
  • Ubicar los equipos contra incendios (extintores, bocas de incendios, salidas de emergencia, cuadros eléctricos o pulsadores de alarmas antiincendios) en puntos siempre accesibles para su rápida utilización en caso de emergencia o evacuación.
  • No obstaculizar los recorridos y salidas de emergencia o evacuación.
  • Respetar la señalización y carteles, salidas, vías de evacuación, localización de pulsadores de alarmas y extintor más próximo. Si se advierte cualquier señal o indicio de mal mantenimiento en alguno de estos equipos, comunicarlo de inmediato a los responsables del área de Seguridad.
  • Mantener el orden y la limpieza en el lugar de trabajo. Evitar suciedad, acumulación de papel y cartón, derrame de líquidos, u otro material susceptible de originar llamas.
  • En caso de detectar olor a gas o algún otro producto inflamable, avisar al personal de mantenimiento o seguir las indicaciones establecidas en el plan de emergencia.
  • En caso de ser trabajador fumador, nunca dejar colillas encendidas en ceniceros, ni tirarlas a las papeleras.
  • Respetar la señal de PROHIBIDO FUMAR, en todas las áreas donde así esté señalizado. 
  • No dejar ningún material que obstaculice el trabajo de los detectores de incendios. Cualquier elemento ajeno a dicha función debe ubicarse siempre a una distancia mínima de 1 metro del sensor respectivo.
  • Impedir la presencia simultánea de material combustible y focos susceptibles de incendio.
  • En caso de manejarse productos inflamables, éstos deben mantenerse en áreas especialmente habilitadas para ello, en recipientes cerrados y correctamente etiquetados. Dicha etiqueta debe contener una ficha de seguridad clara y comprensible para todo el personal.
  • Los locales donde se almacenen estos productos deben tener buena ventilación estructural, o bien, contar con sistemas de ventilación específicos.
  • En caso de que se haga trasvase de productos, hay que mantener el etiquetado y utilizar recipientes adecuados, respetando siempre las normas de seguridad establecidas para este tipo de operaciones.
  • Los recipientes vacíos también son peligrosos. Deben depositarse en lugares controlados y señalizados, y verificarse que siempre mantengan el etiquetado de producto inflamable.
  • En las zonas de manipulación de productos inflamables, es obligatorio disponer de instalación eléctrica especial. Además, antes de introducir equipos hay que comprobar si son adecuados para ese tipo de instalaciones.

Extintores, primera línea de acción contra incendios

Uno de los puntos centrales de todo protocolo de emergencia para casos de incendio es el extintor. Por ley, es indispensable contar con estos equipos en cualquier lugar de trabajo sujeto a esta condición. Además, el tipo de extintor de ser acorde con el tipo de material o trabajo que se realice.

La ley chilena establece que el número total de extintores dependerá de la superficie a proteger. Para establecer esta cantidad se debe dividir la superficie total por la superficie de cubrimiento máximo de los extintores, y aproximar este resultado al número entero superior. Por ejemplo, si se obtiene una cantidad de 16,4, esta debe aproximarse a 17.

La cantidad de extintores debe estar distribuida en diferentes puntos, de tal manera que ninguno supere la distancia máxima de traslado.

Estos equipos deben cumplir los requisitos y características que establece el DS 369, relativo a las normas sobre extintores portátiles. Entre estos requerimientos se encuentran color; información técnica tanto del cilindro como del extintor; la forma de consignar las instrucciones de funcionamiento; la identificación de quien fabrica o importa el producto y, de ser necesario, también del servicio técnico que lo haya manipulado.

Además, los extintores deben estar certificados por un laboratorio acreditado mediante el Sistema de Acreditación del Instituto de Normalización, tal como se encuentra estipulado en el citado DS 369.

¿Qué hacer en caso de incendios?

Si a pesar de todas las tareas de prevención aplicadas, la empresa enfrenta una emergencia por incendio, los expertos de la Asociación Chilena de Seguridad, ACHS, recomiendan actuar de acuerdo con la siguiente guía:

Asegurarse de tener los extintores correctos

Recordar que el número y la potencia de los extintores distribuidos en el espacio de trabajo, debe estar de acuerdo con la superficie que este ocupe. 

Revisar la accesibilidad de los interruptores automáticos

Así se podrá cortar el suministro eléctrico directamente en caso de emergencia. Es conveniente chequear la conexión de los aparatos eléctricos al finalizar la jornada de trabajo.

Identificar la señalética de emergencia

Conocer las vías de evacuación y entender las señales de emergencia permitirán que todo el equipo llegue más rápido a una zona segura en caso de incendio.

Dar aviso y activar las alarmas de incendios

Si se advierte humo u otra señal de incendio se debe dar aviso inmediatamente a los demás trabajadores. Además, hay que identificar y accionar la alarma de incendio, para evacuar el lugar junto al resto del equipo.

Quedarse en una zona de seguridad

Usando las vías establecidas de evacuación, hay que dirigirse con calma hacia una zona de seguridad previamente identificada. Hay que ayudar a quienes no estén familiarizados con el espacio de trabajo y nunca actuar por cuenta propia.

Llamar a los números de emergencia

En Chile los números de emergencia son: 132 para bomberos, 131 para ambulancias y 133 para Carabineros. Es necesario tener a mano la dirección exacta del lugar de trabajo, así como algunos puntos de referencia física para indicar cómo llegar.

Seguir las instrucciones de expertos

Se debe cooperar con Bomberos y seguir sus instrucciones, así como las de otros expertos en emergencias, cuando lleguen al lugar. Y, por sobre todo, nunca actuar por propia iniciativa. 

Si se siguen estas recomendaciones se podrá enfrentar un incendio de mejor manera y evitar que este ponga en riesgo la integridad de los trabajadores y las instalaciones de la empresa.


¡Descarga la app de DataScope y comienza ya!

DataScope es la herramienta ideal para eliminar el uso del papel, ahorrar tiempo y recolectar datos de forma eficiente desde terreno. Permite a las empresas agilizar, organizar y evaluar el trabajo en terreno gracias a sus formularios online, que proporcionan indicadores en tiempo real, 100% adaptables a cualquier área. Con DataScope, su equipo de trabajo puede responder formularios móviles personalizados desde sus teléfonos o tablets, con o sin conexión, a través de la app.

También podría interesarte

Visítanos y únete a la Revolución Digital con DataScope

¡Aprende a dejar de usar papel hoy mismo!

Sobre el autor

Francisco Gonzalez
Francisco Gonzalez

Comparte en

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en print
Compartir en email

¿Te gustó este artículo?

Suscríbete a nuestro newsletter y te enviaremos contenido cómo este directo a tu mail, una vez al mes con todas las novedades.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *